Solo

 
Quiero decirte que, las paredes de mi habitación,
se convierten en cobijo si oigo tu voz cerca de mí
ahora el tiempo pasa lento, el silencio vuelve a visitar
una vida que el desprecio ya hizo olvidar y sentir
La escarcha en mis venas es el fuego que quema
Cerraré mis heridas con tus dulces mentiras
Es el precio que debo pagar, por los daños que yo cometí
el impuesto para liberarme de tu maldad y sentir
La escarcha en mis venas es el fuego que quema
Calmaré hoy mi ira con cien años de vida
Por fin la lluvia cae sin compasión y borrara de mi memoria
el dolor…
como escarcha en mis venas como el fuego me quemas
Cerraré mis heridas con tus dulces mentiras
 
Sober. (Ayer una buena amiga me dijo que el cerebro tene una capacidad de sufrimiento limitada y que cuando llegas al tope simplemente pasa pagina, espero que asi sea)
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s